La pérdida de Emiliano Sala derivó en una lucha legal en los implicados por su pase, y cuando parecía que el reclamo de los franceses se decantaba de su lado, ahora la medida será ratificada o rechazada por el TAS.

Cardiff, mediante un comunicado, mostró su malestar por la medida de la FIFA que lo obliga a abonar seis millones de euros por el pase del fallecido futbolista, dejando en claro que recurrirá al máximo tribunal deportivo.

“Parece que (la FIFA) emitió su decisión sobre un punto particular de la discrepancia sin tener en cuenta la totalidad de los elementos presentados por Cardiff. Existen pruebas evidentes de que el acuerdo de traspaso nunca fue respetado en conformidad con las numerosas obligaciones contractuales exigidas por Nantes, dejándolo nulo y sin efecto”, apuntó el documento del cuadro británico.

El reclamo es la última instancia que tiene Cardiff para evitar el pago de los 17 millones de euros que tenía la ficha del argentino. “Apelaremos ante el TAS para conseguir una decisión que tenga en cuenta todas las informaciones contractuales pertinentes y que aclare la situación legal entre nuestros dos clubes”, completaron.