Rayados de Monterrey se consagró en la Liga de Campeones de la Concacaf tras vencer en la final a Tigres con un global de 2-1. La coronación tuvo un sabor bien argento, ya que abundaron los futbolistas albicelestes: Marcelo Barovero, Nicolás Sánchez, Rogelio Funes Mori, Leonel Vangioni y Maximiliano Meza.

Precisamente fue este último quien hizo que el logro también se festejara en Avellaneda. ¿Por qué? En el momento del traspaso del correntino, que se cerró en 15 millones de dólares, Independiente y Rayados acordaron algunas cláusulas que incluían pagos extra por objetivos. Es por eso que esta consagración le valdrá al Rojo 300.000 dólares.

“Una noche mágica. Ojalá sea la primera de muchas copas más, pero creo que esta será la más importante de todas por el rival, porque el fútbol da revancha siempre y tenes que estar preparado para jugarla como lo hizo este equipo. Estoy feliz de poder disfrutarlo con la gente que más amo y más me apoyó en todo momento. Mis logros son de ellos”, expresó Meza en sus redes sociales.