Volando bajo, todavía en busca de su mejor versión, River gana. Con polémicas o sin ellas, pero mereciéndolo a fuerza de insistencia. En el ambiente se entremezcla el morbo de volver a verse las caras con el “Xeneize” para definir otro título de América aunque para eso habrá que esperar. Tan sumiso como realista, Enzo Francescoli analizó las posibilidades de que el choque se dé: “Puede ser otra final con Boca. Estamos en carrera los dos y queda camino por recorrer. Los partidos son cada vez más duros, más parejos. A todos nos gustaría una final con Boca, es indudable. Es lo más lindo que tiene el futbol, pero falta”.

Apuntado desde varios sectores, el equipo suele recibir críticas por cierto favoritismo en el uso del VAR pero para el Secretario Técnico no se trata de una preocupación, dado que le atribuye la cantidad de situaciones al voraz planteo que pregona el cuerpo técnico. “No me sucede mucho. Sé que el futbol tiene esto. Me quedo con una frase de (Diego) Simeone, que decía que al Real Madrid le cobran más en el área porque llegan más. Hay errores para todos, a favor y en contra. Me acuerdo que lo sufrimos con Lanús (2017), en Tucumán en el final del campeonato (2020)… Cuando te hacen la pregunta tenés más preguntas. Pasa en todos lados y les sucede a todos. Creo que no hay mucho que pueda desprestigiar lo que ha hecho River estos últimos años”, soltó sincerado.

Es consciente que la performance superlativa del plantel no fue alcanzada, sin embargo sabe de la calidad individual de los jugadores que aprovechan la chance de mostrarse en un clima competitivo. “Es muy difícil sostener esos niveles jugando cada tres días. Lo bueno es que el equipo tenga la posibilidad de que cuando haya una baja, salga otro que esté a la altura. Carrascal tuvo un partido importante, fue muy consistente durante todo el partido y lo está demostrando. Está creciendo y eso es muy importante. Que se vaya no depende sólo del club, también del jugador, que encuentre el momento adecuado para salir. Fui jugador y trato de tener eso presente. Mantuvimos muchos planteles y fuimos suplantando jugadores de la mejor manera. La economía de argentina no es nada favorable”, opinó respecto al potencial del colombiano.

¿Cómo imagina el armado del vestuario para la próxima temporada? “No he hablado con Gallardo sobre refuerzos, salvo que suceda algo lo hacemos a fin de campeonato. Después veremos. Yo creo que estamos bien. Fue un año atípico para todos. Lo importante es que se sigue manteniendo el nivel. River, Boca y Racing son los tres planteles que mejor están en la Libertadores. A veces en el futbol las palabras quedan en el camino cuando se ven los resultados”.