Estudiantes ratificó su gran momento con una merecida victoria por 3 a 1 en el Alfredo Beranger ante Temperley, que lo catapultó a la cima de la Zona 2.

El partido tuvo emociones rápidas. Antes de que comience el encuentro se dieron fuera del campo de juego: la incertidumbre rodeó Turdera, ya que un corte de luz parcial puso en duda el inicio del encuentro. Pero ni bien arrancó, los equipos pagaron la falsa preocupación. Al minuto de juego, Augusto Solari sorprendió a la defensa Gasolera, se filtró y, con una volea cruzada, puso al Pincha en ventaja.

La reacción no tardó en llegar. Ni tiempo tuvo para festejar Estudiantes, que Martín Pérez Guedes ya había cruzado la mitad de la cancha, ensayado un remate cuyo desvío favoreció su carrera para llegar al área de Mariano Andujar, y luego de una asistencia de cabeza de Ramírez pudo definir sin muchos problemas.

Pero la lluvia hizo más frenético el juego, y sin tiempo para respiros. Tanto fue así que a los ocho minutos, Viatri, Auzqui y Solari armaron una jugada a puro toque rápido en el costado derecho, que terminó con un centro del ex River para la cabeza del volante, y la pelota con destino de red.

El segundo tiempo se hizo más discreto. Estudiantes mantuvo el dominio de las situaciones, y en varias oportunidades exigió a Federico Crivelli, quien impidió que el marcador fuera más abultado. Sin embargo, cuando se moría el partido, el Pincha puso cifras definitivas a través de una pelota parada. Gil mandó el centro desde la esquina izquierda, y luego de una serie de rebotes que tuvieron como protagonista a González Pírez, Israel Damonte se hizo el espacio para calzar el balón y enviarlo dentro del arco de Crivelli.

Estudiantes se llevó tres puntos valiosos para no perder el ritmo en la punta de la Zona 2. Ahora, el equipo de Vivas quedó en la cima del grupo junto a Lanús (visita el lunes a Unión) y Atlético Tucumán, que, en San Juan, venció a Huracán por 2 a 1. El Gasolero debe sumar para no caer en las últimas posiciones.

Escuchá a Auzqui: “Todavía no conseguimos nada”