Era uno de los puestos que Guillermo Barros Schelotto pretendía reforzar, más allá de la llegada de Román Martínez como uno de los generadores de juego del equipo. Descartados los arribos de Nacho Fernández, de Gimnasia, y Lucas Fariña, ex Racing y actualmente en Benfica, el Grana acordó la incorporación de Miguel Almirón. Este volante paraguayo, de 21 años, llega desde Cerro Porteño y el club compró el 80 por de su pase. “Todo jugador sueña con una transferencia. El fútbol argentino es muy visto y Lanús es un club importante. Estoy muy feliz”, expresó el Cabezón.

Almirón es una de las promesas del fútbol guaraní y Lanús le puso el ojo, acordando un contrato por cuatro años. “El buen trabajo que uno hace, trae como resultados que se fijen en uno. Es un orgullo que Lanús se haya interesado en mí. Espero aprovechar la oportunidad”, deseó el joven. De esta manera, el Grana suma otro paraguayo, dado que ya contaba con otros dos: “Por suerte tengo amigos en el plantel, como lo son Gustavo Gómez y Víctor Ayala”.

Conocé a Miguel Almirón