El próximo 30 de octubre comenzará a disputarse el nuevo campeonato de la máxima división del fútbol argentino. El certamen contará con seis grupos de cuatro equipos y no tendrá descensos de cara a la próxima temporada.

Con respecto a la organización del certamen, Oscar Ruggeri sentenció: “Dicen de salir del momento, organizar un torneo así. No me gustan un montón de cosas. Dicen la liga argentina y es una cagada. Va a empezar un torneo, que promedio sí, promedio no. Esta vez no se va nadie al descenso. Tenemos que ser serios. Esto es una cagada. Martínez Quarta lo vendieron en 14 millones, llega a Europa y vale 30 millones. En la situación que estamos ahora vienen con un poco de guita y se llevan al jugador que quieran”, comenzó el Cabezón.

“Quieren hacer un torneo que sea serio, que sea grande, nos comparamos con las ligas de Europa, con Inglaterra, con España. Esto es un papelón, no estamos a la altura de nada. Los demás hacen como corresponde: empieza un torneo y termina. Se van al descenso y ascienden. Uno prepará el próximo torneo, como tenés un promedio grande al campeonato no le dan bola. Y no, tenés que poner lo mejor”, agregó en 90 Minutos de Fútbol.

Antes del sorteo, se tomó la decisión de que no se dispute la fecha de clásicos “¡Qué me vienen con eso! A mí me gusta ver Boca-River. Yo, espectador, pago y quiero ver cuándo juegan Boca – River. Déjense de romper los huevos. Quiero ver Independiente-Racing, Newell’s-Central, eso es lo más lindo. Pero nosotros evitamos todo, no entiendo a los dirigentes”, sentenció Ruggeri.

El campeón del mundo con Argentina superó el coronavirus y volvió a sumarse al programa de televisión. “¿Por qué no sorteamos? ¿Te tocó Boca-River?  Dale, a jugar. Te eliminó, afuera, arreglátela. ¿Qué estamos cuidando? No podemos ser serios los argentinos, no entiendo por qué. No es tan difícil organizar un campeonato y decidir empieza y termina. Hacen toda una película… De esta zona, de la otra zona. Si tocó Boca-River, te tocó viejo. ¿Te quedaste afuera? Te quedaste afuera. Si los entrenadores pierden y los echan igual”, disparó.

Por último, apuntó contra los dirigentes del fútbol argentinos: “Hagan un campeonato de prestigio. Ofrecen poco por los jugadores porque somos una mierda como campeonato. No somos serios. Se nos van a cagar de risa, se nos van a llevar a los pibes por diez palos y los van a vender por 60 porque allá son serios”, cerró.